Comunidad indígena wounaan tendrá universidad

Share Button
IMAGEN-16426816-2
Al fondo, la sede del colegio Gerardo Chiripua Valencia, con 8 aulas y 2 salones múltiples. Líderes wounaan lo convertirán también en la primera universidad de su comunidad.

Para Óscar Rosero Cáceres, alcalde del municipio, “Papayo es el Atenas del Litoral, porque ellos se basan en la educación para progresar”. Este resguardo indígena está ubicado a menos de 20 minutos en lancha desde Docordó, la capital de municipio. Entre sus 618 habitantes (unas 116 familias) se destaca la pasión que tienen por el conocimiento y la cultura. Quizás ver la infraestructura del nuevo colegio hecho en “material”, como le llaman al cemento, les hace brillar aún más sus ojos.

“Mi anhelo es pisar la nueva sede y brindar el conocimiento ahí. Muy elegante. La idea es que esto empiece rápido”, dijo Gilberto Tascón Chiripua, rector del colegio. Este indígena de la comunidad wounaan no tiene que hacer muchos esfuerzos para exponer lo importante que es para su comunidad la nueva sede, con 1.380 metros cuadrados, 8 aulas y 2 salones múltiples (que se habilitarán para laboratorios de ciencia y sistemas).

La obra comenzó en diciembre del 2012 y tiene un 95 por ciento de avance. “A finales de noviembre vamos a entregar el colegio; tenemos pendiente finalizar algunos detalles y entregar la dotación. Este colegio le va a permitir a la comunidad desarrollar una proyección a futuro: convertir el colegio en una universidad, teniendo en cuenta su cultura”, aseguró Gílmer Antonio Hinestroza, secretario de Planeación.

La sede, que beneficiará a unos 650 estudiantes de varios resguardos, se edificó con una inversión de más de 2.500 millones de pesos, con recursos provenientes de regalías.

“Sí, estamos pensando, con esta infraestrutura, implementar además del colegio, una universidad”, aseguró el rector Tascón. Aclaró que se haría énfasis en la parte agropecuaria, pues estos resguardos están ubicados en la parte rural. “Queremos a un estudiante que valore el concepto de cultura del pueblo wounnan. Creemos que podemos aportar al país el conocimiento que tenemos como pueblo y estamos convencidos de que la educación es la apuesta para pervivir en el tiempo”, concluyó.

El paso por seguir de los líderes de Papayo es gestionar unos paneles solares para tener energía eléctrica permanente y así hacer alianzas con otras universidades, a través de internet. “Es el sueño más importante y estamos felices de poder cumplirlo”, concluyó.

Fuente: http://www.eltiempo.com/colombia/otras-ciudades/litoral-san-juan/16426805?stopapp

Share Button